A menudo, nos encontramos con increíbles retratos fotográficos con los que resulta prácticamente imposible bajar la mirada, su belleza nos atrapa y queda grabada para siempre en nuestros corazones. En este post voy a revelar todos los secretos y falsos mitos para realizar un buen retrato. ¿Estás preparado?

Fotografiando increíbles retratos

Si eres un amante de la fotografía, o te gustaría conseguir un buen retrato, te preguntarás cómo se hacen este tipo de fotografías; donde te quitan el aliento o puedes llegar a mostrar el alma de la persona, contar su historia o hablar de ella con solo una imagen.

Pues bien, todos aquellos parámetros, técnicas y herramientas detallados en todos los manuales y webs específicas, no tendrán ningún valor si antes no trabajas con una serie de consejos que voy a mostrarte. Un buen retrato requiere de mucho más que todos los aspectos técnicos conocidos.

Atención plena

En la actualidad, el uso de las nuevas tecnologías, más que en un pasatiempo, se ha convertido en un modo de vida. Realizar múltiples tareas a la vez, es algo a lo que se enfrentan muchas personas de forma rutinaria y que disminuye nuestra atención plena en el objetivo.

Consideramos que todas las notificaciones que recibimos son importantes, por lo que al final del día en ningún momento hemos respirado. Un solo minuto de distracción con el smartphone, afecta a nuestro estado emocional y, de este modo, al resultado final de nuestro retrato.

Profesional de las nuevas tecnologias

El poder de las nuevas tecnologías en la sociedad

Seguro que habéis escuchado la palabra “Mindfulness”. Pues bien, resulta una técnica muy buena para las personas que habitualmente realizan retratos, pues nos ayuda a tener una atención plena en aquello que estamos haciendo, tener claridad mental y gestionar mejor el estrés, al mismo tiempo que; mejora la comunicación, empatía, inteligencia emocional, creatividad e innovación, siendo de gran utilidad con nuestro modelo.  

El primer consejo sería, por tanto, abandonar toda distracción tecnológica durante la sesión fotográfica.

Trabajo constante

Vivimos en una sociedad fugaz, lo queremos todo aquí y ahora. Con la fotografía y, más concretamente, con los retratos no ocurre así. Olvídate de revisar todas las webs de fotografía existentes en busca del secreto, porque el secreto reside en que no hay secreto.

El trabajo constante será tu aliado más fiel, pues con el tiempo se irán mejorando los sentidos fotográficos. Cada día nuestros retratos serán mejores a los anteriores y nuestros disparos se dirigirán mejor y más rápidos al objetivo.

Retratos fotográficos en Granollers

Practica con tu cámara

Mi segundo consejo es no esperar a tener un gran equipo. Práctica, práctica y práctica, en ello reside la clave de todo aprendizaje.

Anticípate

Anticípate a los resultados, premedita mentalmente tu retrato. ¿Y cómo hago esto?

Respira, observarte y toma consciencia de tu objetivo en el día de hoy antes de comenzar. A través de la observación y experiencia previa, cada día conseguirás anticiparte más al resultado. Al mismo tiempo, si consigues preparar tu cámara y disparar mirando al modelo conseguirás una mejor fotografía, pues lo mantendrás distraído y el resultado será más natural; permitiéndote observar los ojos, espejo de la auténtica personalidad del retratado.

Retratando a una persona

Prepara tu retrato mentalmente

El último consejo es: Proyecta mentalmente el retrato que te gustaría conseguir antes de comenzar la sesión y dirígete hacia él con tus herramientas físicas.

Observación+ Proyección+ Actuación= Éxito

Y ahora sal a practicar, aprovechando estos consejos se pueden conseguir grandes retratos fotográficos. Espero que mis consejos os hayan sido útiles y de gran ayuda, no olvidéis contactar conmigo para cualquier duda o comentario.